"Los pueblos, los hombres se enfrían, por ausencia del espíritu; pero estamos nosotros con pedernal y yesca, con cantares y poemas, con un alto desvelo y sueños de todo tipo para entibiar las horas de los que no quieren congelarse todavía"
Atahualpa Yupanqui

lunes, 26 de octubre de 2009

Una nota para el recuerdo

Hola a todos! Después de volver del show por los 40 años de Argentinisima, encontré en mi correo este mensaje que me mando Alberto Cuello, cantante entrerriano, ya les conté la historia de él, pero por las dudas se las recuerdo.
Alberto vive en Estados Unidos, es conocido en ese país por llevar sus chamarritas y su música por donde va. Tuvo el gusto de cantar con Los Carabajal, Los Musiqueros Entrerrianos y Los 4 de Córdoba. Y el año próximo lo espera una gira por Europa, así que por estos días se esta preparando para limar todos los detalles de su ultimo cd....
Aquí esta la nota que escribió en homenaje a la negra Sosa!:

GRACIAS A LA VIDA QUE ME HA DADO TANTO
-VIOLETA PARRA-
Se apago la voz, se encendieron las estrellas para recibir a una mas.

Tuvimos suerte, porque había nacido en Tucuman, donde nos declaramos libres, y
libre vivió.

Suerte digo, porque contrariamente a lo que sucedió con el zorzal, la calandria criolla
cantó hasta los 74.

Y se hizo inmortal, y se agrando su figura, y se eternizo su recuerdo, y sacamos la
guitarra para entonar sus canciones.

De alguna manera, todos queremos homenajearle.
Aparecerán canciones que la nombren y evoquen, alguien regalará un poema, escribirá.
Lo que dijo e hizo, se replantea, y se comprende que no existía una manera mejor de
decirlo, porque nada dijo, todo lo cantó.

Y como nunca acallará su voz, cantará cada día mejor, a medida que transcurra el
tiempo, para hacerse leyenda, para que le contemos a los nietos e hijos que aún no
han nacido, que tuvimos el previlegio de conocerle, de disfrutarla, y que nos sentimos
orgullosos.

Había nacido para lo que hizo, difundir autores.
No compuso ninguna canción. Le dio vida a todas , y en eso radica su generosidad.
Dedicó su vida al repertorio, a la búsqueda, y bienaventurado fué el descubierto.
Seguramente su canción será un éxito perdurable.Cantó, ayudó , presentó, protegió, amó su profesión, y representó su lugar de una
magnifica manera, para ganar esa universalidad tan grande, para ella tan simple, como
su propio estilo interpretativo.

Mas bien calmo, suave, penetrante, armonioso.Asistir a sus conciertos era un insufle de alegría y rebelión.La paz hervía la sangre .
Uno se sentía acabando de oírla mas latinoamericano , mas argentino, y hasta
tucumano.Amada hasta el cansancio.Querida hasta por los extraños.

No tuvimos tiempo de conocer su pena, porque somos egoístas y solo la imaginabamos
cantando.

Ella nos hizo creer que no sufría.
Pero además del propio, cargaba con nuestro pesar.
Y a pesar, del pesar de los pesares, cantó inigualablemente, pausadamente,
continuamente.

No desperdició un instante de su vida, porque su vida era nuestra.
Lo había entendido al nacer, quedó demostrado al morir.
Aunque en este caso no sabemos si nació para morir.
O murió para nacer............
SI SE CALLA LA CANTORA CANTA LA VIDA


-ALBERTO CUELLO-